Quska quiere ser la franquicia de emolientes y helados naturales

Raquel Cornejo, fundadora de Quska.

Empresa de heladería y emolientería viene trabajando con Incubagraria de la UNALM para expandir su negocio.

Raquel Cornejo estudió Gestión Empresarial en la Universidad Nacional Agraria La Molina (UNALM) y emprendió un viaje de mochilera por todo el sur de Sudamérica, probó helados por diversos lugares y no le gustó. Entonces se dijo así misma: “Ah no, la elección ya la tengo clara”. Regresó a Perú y a los dos meses fundó Quska, la empresa de producción de emolientes y helados con insumos naturales.

Raquel presentó la historia de su emprendimiento para motivar a un numeroso grupo de universitarios molineros reunidos en UNALM Emprende, evento organizado por Incubagraria el 1 de junio en el auditorio principal de la UNALM en La Molina.

emprenNDE.pe conversó con Raquel Cornejo para conocer sobre el desarrollo y expansión de su negocio.

ENTREVISTA

¿Qué es Quska?

Es una palabra quechua que significa Juntos y nació de algo que no nos gustaba en el mercado: los helados no naturales que usan manteca, saborizantes y colorantes. Entonces decidimos crear Quska en un inicio solo como heladería, posteriormente indagamos más sobre nuestra historia personal y recuerdo que mi abuelo era emolientero y mi ex novio cosechaba linaza en la sierra de Áncash y nos dijimos porqué no crear la primera emolientería del Perú y nos arriesgamos en esta idea bastante loca en la que somos los pioneros en heladería y emolientería.

¿Cómo fueron sus inicios?

Nos dio un montón de miedo al emprender Quska porque no sabíamos si el consumidor iba a aceptar tomar un emoliente sentado o en un lugar tranquilo pues usualmente estamos acostumbrados a consumirlo al paso. Entonces nos propusimos crear una cultura emolientera y heladera de productos naturales y artesanales y así comenzó Quska.

¿Cuáles son los insumos que utilizan para posicionarse como productos naturales en emolientes y helados?

La linaza del emoliente es producida en nuestras tierras agrícolas de Áncash, también usamos productos como el anís, canela, clavo, hierbaluisa, frutas como el camu camu y el aguaymanto.

Es usual que los emolienteros de venta al paso ofrezcan complementos como la alfalfa, ¿ustedes también la incluyen?

No usamos la alfalfa pero no es porque no queremos, al contrario, nos encanta la alfalfa, pero hay un tema de sanidad que no nos permite usarla. En realidad la alfalfa no crece en condiciones aptas para el consumo humano. Entendemos que si lavas bien la alfalfa es perfecto pero cuando ingresas a vender el emoliente en centros comerciales o locales que son inspeccionados por las áreas de sanidad de las municipalidades te piden evitar el uso de la alfalfa. A mí me encanta la alfalfa, ante esa restricción adoptamos productos naturales como el boldo, la chía que sí lo incluimos en el emoliente.

¿Y en los helados cómo es la preparación?

Los helados son hechos a base de pura pulpa, pura leche, puro cacao peruano, no usamos nada de lo que son saborizantes y colorantes, cero manteca. El helado en sí tiene un porcentaje de aire que comercialmente es de 45% a 50%, pero nosotros usamos un 30% de aire que lo hace más caro pero lo hace más concentrado.

¿Cuáles son los sabores de helados más preferidos?

Los más comerciales siempre serán los helados de vainilla. Nuestro helado es de vainilla 100% natural. Les sigue el helado de lúcuma, arándano, de frutos rojos como la frambuesa, el helado de chocolate peruano porque es a base de cacao del país.

¿Cuántas tiendas tiene Quska?

Son tres tiendas en lugares acogedores: Una en el centro comercial Real Plaza Primavera, otra en el Real Plaza Villa María del Triunfo y la tercera en un local puerta a calle en la Av. Andrés Tinoco 127, Surco.

¿Cómo piensas expandir el negocio?

Nuestra meta es tener franquiciada la marca o vendida. Nuestra marca está registrada en Indecopi desde hace casi dos años.

¿Has buscado inversionistas para Quska?

Todavía no hemos tocado puertas, todavía queremos hacer un crecimiento orgánico pero cuando se hagan las aperturas oficiales de los locales hasta fines de junio, vamos a empezar a ejecutar otras formas, por eso es que estamos en el proyecto Incubagraria para que nos ayuden a dirigirnos en el camino y ser una franquicia (hacer acuerdos con empresas para que usen la marca). No te miento, es una sentencia nuestra: hacer de Quska la primera marca con productos naturales y artesanales oriundos del Perú que sea franquiciable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *